¡¡Santiago!!¡Llegar y besar el santo!

1 Sep

Tras un largo viaje, la catedral de Santiago.

Es difícil de describir en palabras la sensación que uno tiene entrando a la ciudad de Santiago de Compostela después de tanto kilómetro y tanta carretera. Ya desde el Monte do Gozo y la bajada a la ciudad el cuerpo reacciona nervios y satisfecho al mismo tiempo, ansioso por llegar a la meta final.

Desde la entrada a la ciudad, los peregrinos –sean a pie y en bici- parece que se van uniendo en una especie de  efecto de “cuello de botella“.  Todos se dirigen al mismo punto por distintas vías y conforme se acercan a la Plaza del Obradoiro preguntando a los locales el cerco se va estrechando hasta llegar a los distintos puntos de acceso al recinto.

Una vez allá la alegría y satisfacción que se palpa en el ambiente es única. Personas acostadas en el suelo contemplando sin hablar durante horas la fachada de la catedral,  fundiéndose en abrazos y gritos de júbilo… otros cantan y bailan, otros se acuestan usando sus bicicletas o mochilas como reposacabezas y todos se hacen fotos con el destino alcanzado como fondo. En mi caso lógicamente hice lo propio.  En definitiva, una gran experiencia mágica  con el destino alcanzado.

Como contrariedad,  no puedo evitar mencionar un único aspecto quizás molesto que a mi parecer empaña esta sensación: la masificación.  Un aspecto que en Santiago alcanza su punto álgido con colas esperando para sellar el pasaporte y recibir la Compostelana (el certificado de haber cumplido el camino), propietarios de pensiones –algunas un tanto dudosas- asaltando al peregrino con ofertas de alojamiento, ciertas estrategias de merchandising… Pero en fin, es lo que tiene formar parte y haber participado de una experiencia tan internacional. Todos tienen derecho a disfrutarla aunque al final se conviertan en muchos.  Así que, después de llegar… ¡Todos a besar el santo! ¡O por lo menos abrazarlo!

Anuncios

2 comentarios to “¡¡Santiago!!¡Llegar y besar el santo!”

  1. Anónimo 14 septiembre, 2011 a 11:48 #

    Yes Ricardo!! En solitario delante de la catedral. Pero no veas el rato que tuve que esperar hasta que se fuese todo el mundo 😉 Aun así te digo que es una sensación única y recomiendo a todo el mundo que intente vivirla por lo menos una vez en la vida.!! Saludos!

  2. Ricardo y Asun 13 septiembre, 2011 a 20:36 #

    ¡ Enhorabuena Josean , lo conseguiste ! Esa bici la debes guardar como recuerdo de tu hazaña.
    Hablas de masificación, pero ¡ has conseguido la foto sin nadie detrás!
    Ahora a descansar de la agujetas.
    Un abrazo,

    La Vuelta al Mundo de Asun y Ricardo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: